jueves, 10 de junio de 2010

Mago

No he cruzado palabra con ser humano alguno en todo el día, no de viva voz. He estado callada, escribiendo y riendo de vez en cuando. Sola. Qué descanso. Sólo el Mago me dijo cosas, cruzamos palabras por medio de los ojos. Él decía, yo leía. Yo dije tonterías, él leyó las tonterías y leí su risa: fresca, inteligente cada letra. En silencio los dos, imaginándonos.

1 comentario:

tatiana dijo...

Hola que tal¡

Mi nombre es tania soy administradora de un directorio de webs/blogs, navegando por la red ví tu página y está muy buena, sería genial contar con tu site en mi sitio web y asi mis visitas puedan visitarlo tambien.

Si estas de acuerdo solo escribeme.
tajuancha@gmail.com
Exitos, un beso